Con la fuerza y la magia del río, Migno y Dominguez volvieron a brillar

Con la fuerza y la magia del río, Migno y Dominguez volvieron a brillar

Gestión E.C.

El tiempo, sus obras y la “herencia” bien encumbrada los volvió a reunir durante la jornada del sábado 23 en el Museo “El Paraná y sus Islas”.

En el lugar que vio nacer una amistad que traspaso al propio tiempo, Olga Migno y Graciela Dominguez generaron la simbiosis perfecta para que muchos puedan disfrutar de la inspiración “eterna” parida desde la pintura y la literatura de estos referentes culturales santafesinos.

A través del auspicio de la Diputada Claudia Giaccone y la organización del Ente Cultural Santafesino la obra “De Palo a Pique” fue presentada ante un auditorio atento y conmovido, contando entre los presentes con la presencia de Clemencia (viuda de Dominguez), el presidente comunal de Lucio V López, Pablo Sullivan, el Secretario de Cultura de Zavalla Hugo Paccioretti, referentes y difusores culturales de Rosario y la región.

Graciela Dominguez: manifestó su alegría de tener esta propuesta en el Museo creado por su padre; remarcando que tanto su padre como Don Julio estrecharon una fuerte amistad que se extendió en el tiempo y hoy gracias a las redes podemos reforzar esta relación junto a Olga y a muchos hijos de grandes artistas que pasaron por este lugar.

“Con Olga empezamos a recorrer la provincia, presentando nuevamente una obra que no estaba circulando ni por las librerías, ni por las bibliotecas”, explicó la Diputada Provincial Claudia Giaccone.

Luego, contó que desde la década del 70 que la obra no estaba reeditada, y Olga estaba buscando alguien que pudiera acompañarla para que vuelva a aparecer y “volver a darle a Julio Migno el lugar que tiene en nuestro patrimonio cultural santafesino”.

“Empezamos un recorrido, localidad por localidad, con la presentación del libro y se dio el encuentro con la hija de otro grande santafesino que es Raúl Domínguez, y la invitación de Graciela de hacer la presentación en este Museo, donde nos rodea el ambiente mismo donde ellos se juntaban”, manifestó Giaccone.

Por último consideró que “es un encuentro histórico, conmovedor que para Rosario y Santa Fe es un privilegio. Esto necesitamos mantenerlo vivo, que no se pierda, hay que darle el lugar preponderante que le corresponde”.

La entrerriana Araceli Tano y el joven oriundo de Arroyo Leyes Adrian Collino interpretaron obras de Don Julio y bellas inspiraciones transformadas en música que se mezclaban con pinturas del agua.

“Es una forma de visibilizar desde la función pública un espacio que está muy deteriorado. Tenemos que rescatar un patrimonio que está oculto y que es una gran deuda que tenemos los santafesinos con nuestros referentes culturales”, finalizó.

Olga Migno contó aspectos de la vida de su padre, los momentos de inspiración, su relación con el paisaje, un modo de vida y una forma de pensar, destacando su trayectoria. Resaltó además la obra evangelizadora del misionero jesuita Florian Pauke, en busca de la integración con los aborígenes mocovíes de lugar en una unión de culturas.

Raúl Domínguez fue un asiduo investigador, estudioso y retratista de la región litoraleña durante más de siete décadas. La ciudad tiene como valioso patrimonio los murales del interior del hall de la Estación Fluvial de Rosario, el Museo “El Paraná y sus Islas” y la escuela que fundó en 1969. Sus obras traspasaron las fronteras del país: fueron presentadas en Ecuador, México, Italia, Alemania, Francia y España. Tiene editados dos libros: El Paraná y las islas y El vocabulario insular ilustrado.

“La obra de un pintor nace de un acto solitario, y su trazo representa una forma de ver y entender su aldea. Con el tiempo, la obra que haya dejado puede o no salir a la luz. En este caso entran en juego las valoraciones estéticas de quienes conducen los organismos de cultura estatales o los ámbitos académicos, así como la idiosincrasia de los habitantes de cada lugar por mantener en valor el trabajo de un artista, o bien permitir que quede olvidado”. 

Arriba